MEJORANDO LA CONVIVENCIA Y EL TRABAJO EN 6º DE PRIMARIA

Este curso se ha puesto en marcha una iniciativa que está teniendo muy buenos resultados en los grupos de 6º de primaria.

La convivencia, deteriorada por la disrupción de algunos alumnos, estaba dañada y  se propuso al alumnado un sistema de economía de fichas para mejorarla, y con ello cambiar el clima de clase para trabajar más y mejor, aprender y estar más a gusto.

Se trata de un planteamiento que lleva a cabo todo el equipo docente de 6º, acordado en reunión previa.  Esta es una de las razones de éxito: cuando el equipo docente comparte dificultades, propuestas,  y acuerda actuaciones comunes.

En clase hay un estadillo de puntos en DIN A3 en la pared en la que se anotan los puntos que pueden estar referidos a tres cuestiones: la básica, la convivencia, en un nivel medio, el trabajo en clase, en uno superior, las tareas, el estudio y la falta de material.  Se anotan 3 puntos cuando hay una falta a la convivencia, de comportamiento, respeto, no dejar trabajar… en cualquier situación en el colegio -recreos, pasillos, traslados, clase…-, 2 puntos cuando no se trabaja en clase, con diversas metodologías y agrupamientos,  y 1 cuando no se han realizado las tareas o no se trae el material necesario para el desarrollo de la sesión correspondiente.

Pueden acumularse puntos semanalmente -anotándose en cada sesión- o carecer de ellos, lo que conlleva consecuencias negativas o recompensas.

El alumnado realizó la propuesta de consecuencias, y se llevan a cabo según determinaron.  Son acumulativas, por lo que el mayor número de puntos supone las consecuencias de los puntos anteriores de forma sumativa.  Que sea el propio alumnado quien las consensue es muy importante, puesto que así están comprometidos realmente.

La  hoja “Organización de recreos y consecuencias” está en clase al  lado del estadillo donde registran los puntos. Ahí van anotando quién se queda sin informática o sin recreos cuando alcanzan los  puntos acordados. Además, en cuanto hay alguien que va a estar sin recreo, también se apuntan voluntarios para recordárselo al alumno o alumna en caso de que a la tutora no le toque patio.

Las recompensas son diplomas nominales que se otorgan semanalmente y el alumnado pega en sus agendas para disfrutarlas en familia:

Está por decidir, para la excursión de fin de curso,  los puntos que serían aceptables en el cómputo total, o los diplomas que se requieran.

Al producirse cambios positivos con rapidez a la aplicación de esta iniciativa, y con la intención de mantener la motivación alta, el profesorado admite retirar puntos si se realizan trabajos compensatorios (por ejemplo, una presentación a toda la clase de un tema que amplía lo trabajado).  La profesora de inglés explicaba entusiasmada cómo uno de los alumnos más disruptivos se había desplazado el fin de semana a otro barrio para realizar un trabajo con un compañero y exponerlo a la clase para restar puntos por falta de tareas.

Vistos los buenos resultados, se ha celebrado una reunión con el profesorado de 5º, jefatura de estudios y orientación,  para que también en este nivel se lleve a cabo la experiencia, y se ha asumido por parte de todos.  Esta semana las tutoras la explicarán en clase y mediante comunicación escrita a las familias, y el próximo lunes comenzará su aplicación.

Compartir:
  • Facebook
  • Twitter
  • del.icio.us
  • Imprimir
  • Enviar por email
  • Netvibes
  • Google Buzz
  • MySpace
  • Digg
  • StumbleUpon
  • Yahoo! Buzz
  • Google Bookmarks
  • Technorati
  • MyShare
  • Añadir a favoritos
  • LinkedIn
  • PDF
  • RSS
  • Diigo
  • Tumblr

Acerca de iibarrog

Orientadora educativa
Entrada publicada en Sin categoría. Guardar el enlace permanente.

Un comentario a MEJORANDO LA CONVIVENCIA Y EL TRABAJO EN 6º DE PRIMARIA

  1. LOURDES escribió:

    Una fantástica experiencia. Felicidades

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *